Una noche en el monte

Me gustaría, más bien necesitaría pasar una noche en el monte, en una pequeña cabaña, en completa soledad, escuchando el silencio y el murmullo de la brisa acariciando los árboles, sentir esa misma caricia en mi rostro mientras contemplo la luna y las estrellas, serenando el alma y refrescando mis ideas pero no es posible.

Así que me conformaré con escuchar a Mussorgski y su “una noche en el monte pelado”, justamente lo contrario de lo que me hubiese gustado pero quizás haga el mismo efecto sin un momento de calma ni de silencio, agitando mi alma y revolviendo mis ideas; a ver si cuando se posen quedan en cierto orden, con las más turbias en la parte inferior.

Os invito a acompañarme en silencio en esta audición.

¡Cuidaos, vivid la vida y procurad ser muy felices!

.

Anuncios

11 comentarios en “Una noche en el monte

  1. lostalleresdenatalia

    Qué contraste de emociones….garra, sutileza, tiniebla, luz deslumbrante… Con todas esas sensaciones, dirígete al monte y llegarás a esa cabaña. Después en calma….deja que salga el sol y te regale su amanecer.

    Le gusta a 1 persona

  2. amca0808

    Ama la idea (me gusta así) me parece que ya somos dos las que quisiéramos estar en ese monte, pero como bien dices a veces hay que ajustarse… gracias por lo que escribes, y no solo por eso, sino por atreverte a compartirlo. Abrazo!

    Le gusta a 1 persona

Me agradaría que dejases un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s