A 140 y casi a oscuras.

.

Anoche, yendo por la ciudad

me topé con la policía

Acercándose con una sonrisa

amablemente me dijo:

Tranquilícese

no puede ir así por la vida

a 140 y casi a oscuras.

Reconozco que tenía razón

así que respiré hondo

tratando de traquilizarme.

Menos mal que no conducía

era mi corazón el que latía a 140

y mis ojos empañados

los que casi no veían

recordándote

en la noche de tu ausencia.

.

Anuncios

5 comentarios en “A 140 y casi a oscuras.

  1. Afortunadamente todavía no hay multas por exceso de velocidad en los latidos…
    Ni por aparcar en doble fila una lágrima que no sabe dónde colocarse…
    Ni porque muestra tristeza toque el claxon en el silencio oscuro de la noche…
    De noches oscuras, a amaneceres limpios y claros.
    Amalaidea, te esperó allá, en la raya del alba.
    Un beso.

    Le gusta a 2 personas

Me agradaría que dejases un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s